Leonardo Nieves construye urbes con puntadas de hilo

Descripción:

La muestra “Piezas de Archivo” está en Oficina #1 en Los Galpones
Leonardo Nieves construye urbes con puntadas de hilo

Leonardo Nieves construye urbes con puntadas de hilo

El creador venezolano utiliza hilo y aguja para construir sus mapas de ciudad OSWER DÍAZ MIRELES
lunes 5 de mayo de 2014  12:00 AM
Con retazos de tela Leonardo Nieves (Caracas, 1977) construye una cartografía de país. Sus edificios y estructuras urbanas emergen sobre papel de algodón como una geometría pespuntada. Con hilo y aguja, zurce de forma impoluta los mapas de una ciudad, en ocasiones caótica.
“Yo crecí junto a una máquina de coser. Mi tía era costurera y en mi familia las mujeres se preparaban para este oficio. De pequeño me gustaba jugar con sus implementos, así que todo acaba siendo un trabajo autobiográfico”, comenta el creador, egresado del Instituto Universitario de Estudios Superiores de Artes Plásticas Armando Reverón, quien expone la muestra Piezas de archivo en la galería Oficina #1, que alberga a 22 obras de mediano y gran formato emparentadas con el dibujo.
Una rodaja le sirve al artista para recrear el tríptico Caligramas. “Este es un instrumento compuesto por un mango que sostiene una rueda (similar a un cortador de pizza). Las costureras lo utilizan para copiar un patrón. En mi caso, uso la herramienta para trazar líneas horizontales sobre papel. La intención es retratar el paisaje desde la ventana de un carro. Quise representar esa sensación de movimiento percibiendo el panorama como cúmulo de rectas”, explica el miembro asociado al Taller de Artistas Gráficos Asociados Luisa Palacios (TAGA).
A partir de hilo y aguja, acompañados de una técnica gráfica como el frottage o el fondeado, elabora la obra Piezas de archivo. Nieves corta formas abstractas y geométricas sobre tela y las cose al papel. Lo que asemeja una suerte de patrones agrupados en filas que son introducidos en una máquina para darle color. “Aquí obtengo un monotipo; una especie de huella delineada por un hilo que me sirve de protector, porque las costuras no absorben el color. Esta es mi manera de hacer una estructura imborrable”, dice.
Su trabajo es minucioso. Las formas de Nieves se tornan sutiles y tímidas. Al tiempo evolucionan. Se aglomeran y crean tensión. “Mi obra se vuelve emotiva. Desde el silencio surgen también esas figuras atormentadas; esa necesidad de llenar espacios vacíos”, cuenta el creador de la obra Cartografías imaginarias. Del techo de la galería penden estas especies de mapas donde las calles, edificios y casas, de nuevo, se dibujan con hilo, ya no cosidos con precisión sino dejados al descuido, sueltos y desatendidos, como algunas estructuras urbanas del país, tal vez.
El artista es además un transeúnte. “Mi obra se vale de las formas que encuentro en la ciudad. Recorro Caracas y recolecto materiales de desecho para reconstruirla”, concluye.